La Comunidad de Madrid ya exige Certificación Profesional en un contrato de obras

La Comunidad de Madrid ya exige Certificación Profesional en un contrato de obras

Imagen decorativa

La certificación comienza a consolidarse como un factor determinante en la contratación de profesionales para la ejecución obras en el ámbito de las administraciones públicas. Se trata de una toma de conciencia que hasta el momento ha sido gradual pero que, analizada con perspectiva, ha llegado sin duda para quedarse. 

En el pliego de cláusulas administrativas para el contrato de obras de construcción del intercambiador de Valdebebas-Ciudad de la Justicia-Hospital Isabel Zendal, recientemente publicado, la Comunidad de Madrid ha incluido la exigencia de la certificación profesional para el BIM Manager que coordine este ambicioso proyecto. Sin duda, una noticia muy relevante que va a marcar una tendencia no solo en futuros concursos públicos sino también en el desempeño de funciones de aparejadores y arquitectos técnicos en la empresa privada.  Concretamente, en la página 7 del pliego de cláusulas administrativas, el Gobierno regional menciona, entre el personal necesario para la ejecución del proyecto, la figura de un BIM manager que cuente "con acreditación de entidad homologada". Si no disponen de certificación, los candidatos sencillamente no podrán concurrir a la oferta de trabajo, aunque cuenten con el aval de su titulación, máster y experiencia correspondiente. 

Esta tendencia se acentuará con el tiempo y subraya la trascendental labor de la Agencia de Certificación Profesional de la Edificación y la Arquitectura (ACP), organismo independiente que certifica los conocimientos y las habilidades de los profesionales del sector en nuestro país. ACP, impulsada por los colegios de aparejadores de Madrid y Barcelona, es una entidad de certificación del sector edificatorio, que está acreditada para certificar personas en varias especialidades por la Entidad Nacional de Acreditación (ENAC) y cuenta además con el respaldo del Consejo General de la Arquitectura Técnica de España (CGATE).

El futuro laboral pasa indudablemente por la certificación con arreglo a criterios objetivos. La certificación aporta profesionalidad y valor añadido a la empleabilidad de aquellos profesionales que hayan sometido sus conocimientos, habilidades y experiencia a la evaluación de ACP. El sector reclama profesionales especializados, adaptados a las exigencias del mercado internacional y en constante formación. La certificación es el sello que ofrece a las empresas e instituciones públicas la garantía de una calidad única profesional y diferenciadora, con arreglo a un cuidadoso examen imparcial y equitativo de las competencias y habilidades.

Agencia de Certificación Profesional

www.agenciacertificacionprofesional.org